MSC Splendida, su MSC Yacht Club

MSC Splendida, su MSC Yacht Club
Rate this post


Como bien sabéis, hace pocos días tuvimos la oportunidad de embarcar en la MSC Splendida un grupo de (locos por los cruceros , forofos de los mismos , apasionados de esta forma de viajar, osease blogueros) que nos dedicamos a escribir nuestras sensaciones y vivencias a bordo de un crucero, sea desde la vertiente amateur como es mi caso o profesionalmente como puede ser el de otros, la mañana del embarque se presentaba lo que se dice día gris, lloviznoso, muy ingles, me imagino porque en ese momento se estaba celebrando la boda del año, si me refiero a la de la realeza inglesa ( El príncipe no se que, con la chica no se cuanto), como podéis ver no estoy muy puesto.

Pero el día se abrió, y fue en dos direcciones uno y no menos importante que me encontré en el Port de Barcelona a un montón de amigos que iban a realizar una visita al buque, la segunda es cuando me viene hacia mi un mayordomo de la MSC Yacht Club y me indica que por unos días seré igual que mis compañeros de crucero huésped alojado en sus aposentos, creo que tuve que poner cara de bobo, cosa casi siempre llevo, por la insistencia del bueno de Titán que así se llamaba muy asistente, con lo cual le deje el equipaje y nos encaminamos al interior de la bella MSC Splendida.

El ir en la MSC Yacht Club estoy seguro que tendrá opiniones en todo sentido, yo solo puedo decir que desde la terminal ya empiezas a ver el servicio exclusivo que te vas a encontrar durante toda tu estancia a bordo tanto del MSC Splendida como en la clase ante mencionada, el trato en toda la nave es exquisito, pero en estimados amigos, aquí entráis en otra forma de viajar, te hacen sentir verdaderamente que estás en otra clase, como nos dijo el Director Hotel, es como recuperar las primera clase de antaño en aquellos Liniers que cruzaban los mares y océanos , tampoco voy a entrar en el debate de ¿ Porque tiene que haber diferenciación? Para mi la cuestión es fácil, porque pagan más, verdad que cuando voy en un avión y viajo en turista económy no tengo los mismos privilegios que la Gran Class y volamos en el mismo avión con el mismo comandante, pues creo que vale como ejemplo, para sintetizar la cuestión.

Lo que nos vamos a encontrar, es otro mundo dentro del mismo universo, ante todo decir que en toda la nave el servicio que nos vamos a encontrar es atento, profesional, servicial, en el MSC Yacht Club, aparte de todo eso nos vamos a encontrar, un servicio muy personalizado, muy discreto y abiertos a cualquier petición o cuestión que pudiéramos plantear para que nuestra estancia a bordo o nuestra actividad sea satisfecha. También deciros que aunque estemos en la zona privada del MSC Yacht Club, no perdamos la perspectiva que tenemos también todo un barco para disfrutarlo, hago está premisa porque en momentos donde el barco este completo, nos condenemos a pasar todo el crucero en la zona MSC Yacht Club, es una recomendación de cómo lo viví, quieras o no puedes tener la tentación de solo vivir en tu zona.

Los detalles son múltiples, pero ya empieza cuando en la conserjería y después de depositar tu tarjeta de crédito para los gastos, se te pregunta cuál es el o los periódicos que quieres recibir en tu camarote a la hora que tú digas cada día, los chocolates en tu almohada los tendrás cada día cuando vayas a dormir, como se hacía antaño en casi todas las navieras ante de quitarlos para poder según ellos ofrecer los precios que ofrecen, en tu camarote una diferencia que ves donde estás es que tienes la carta de almohadas para elegir con la que mejor podrás dormir y soñar, tendrás a tu disposición en la recepción una pequeña biblioteca, solo para los huéspedes de esta clase, contando con una selección de libros, revistas y pasatiempo, si nos acercamos por el Top Sail Lounge, que seguro lo acabaremos convirtiendo en nuestro  cuartel general, tomaremos el desayuno, el aperitivo, tomar él te, un tentempié o la última copa de la noche, como podeos ver es la zona principal de la MSC Yacht Club, a nuestra disposición también tenemos la zona de agua  The One Complex, que dispondremos de solárium, piscina, dos jacuzzi y tendremos el The One Bar, todas estas zonas son solo para los huéspedes de la MSC Yacht Club, me dejaba que para disfrute también tendremos el Restaurante L´Olivo, donde la presentación y elaboración de los platos solo se puede resumir como una experiencia distinta a bordo de un crucero.

 Como conclusión de la vivencia, explicaros que la sensación, es la de estar en un yate con tus amigos, dentro de una bella nave como es la MSC Splendida, otra es que no os perdáis ninguna de las vivencias que os pueda proporcionar el barco y el resto de pasaje, tener muy presente que la tripulación solo está para haceros una estancia y un crucero maravilloso, con que igual alguna cuestión que planteemos no es que no la quieran resolver es que igual no se puede, agradecer a toda la tripulación sus esfuerzos, ciertamente se les paga por ello, pero el mejor pago que le podemos dar es nuestro respeto y agradecimiento.